fbpx

El Aceite de Cacay: nuestro producto estrella

Beneficios del Aceite de Cacay

Instrucciones de Uso

Paso 1

Coloca 3 a 4 gotas en la palma de la mano.

Paso 2

Aplica dando ligeros toques con las yemas de los dedos.

Paso 3

Masajea el rostro con las yemas de tus dedos, de adentro hacia afuera y de abajo hacia arriba.

Paso 4

Aplica 3 a 4 gotas más para el cuello y el escote, masajea y finaliza con ligeros golpecitos con los dedos.

Guías Prácticas e Información Adicional

Formulación de Nuestro Aceite

Valor Agregado

Conservación y Precauciones

La opinión de nuestros clientes datisfechos

Ellas ya probaron nuestro Aceite de Cacay

Preguntas Frecuentes

Puedes pagar en efectivo, tarjeta de débito o crédito en nuestra sede comercial, o puedes pagar de forma segura en nuestra tienda en línea www.tacay.co con el respaldo y la tecnología de PAYU, con tu tarjeta de crédito o débito, debito a tu cuenta con PSE, con pago por corresponsal bancario, con Efecty, Su Red o Vía Balotto. Puedes pagar a crédito hasta 6 meses con ADDI.

Nuestra sede comercial está ubicada en Villavicencio, Meta.

Dirección: Calle 41 #32-38, Sector Centro de Villavicencio.

Punto de venta: Centro comercial Primavera Urbana, frente a Juan Valdez del primer piso, Villavicencio, Meta  
El Cacay es un árbol de la Amazonía y la Orinoquia colombiana, de 15 a 20 metros de altura.
Se encuentra en el Piedemonte de la Cordillera Oriental desde Putumayo hasta Arauca y en toda la Amazonia.
El fruto del Cacay, casi esférico, verde y de unos 4 cm de diámetro, contiene 3 semillas oleaginosas o nueces, cuyo peso fresco equivale a la tercera parte del peso del fruto.
La semilla es una almendra blanca, de 2 a 3 centímetros de longitud, apetecida por su valor nutricional. Su composición nutricional es: 18,32% de proteína, 52,5% de grasa y 3,14% de fibra cruda. Del prensado de esta nuez se obtiene un aceite con 63,17% de Omega 6, 27,99% de Omega 9, 2,9% de Omega 3 y Retinol (Vitamina A). Además, como subproducto, se obtiene una torta harinácea con 32,56% de proteína, 5,48% de fibra cruda y 527 mg/100 g de Calcio.
El Aceite de Cacay puede ser utilizado en el rostro, el cabello y las uñas para hidratar, nutrir y regenerar, mejorando su salud y apariencia. Reduce los signos de envejecimiento, contribuye a la cicatrización y disminución de manchas cutáneas, mantiene el brillo del cabello y protege las uñas de la resequedad. La sinergia de sus principios activos tiene efecto emoliente, acondicionador de la piel, antioxidante, regenerador celular, antiinflamatorio, anti irritante y seborregulador. Puede ser utilizado en casos de acné.
El Aceite de Cacay, es un dermocosmético antiedad 100% natural, cuyo uso contribuye a:
– Hidratación de la piel hasta la capa más profunda.
– Regeneración celular.
– Reducción de signos de envejecimiento (líneas de expresión, resequedad, arrugas).
– Disminución de manchas cutáneas.
– Activación de los procesos de cicatrización.
– Mejora de los problemas de acné.
– Atenuación de estrías.
– Reparación del cabello y las uñas.

MODO DE USO

Aplica en la noche sobre la piel limpia y sin maquillaje.
Coloca 2 a 3 gotas en la palma de la mano y aplica dando ligeros toques con las yemas de los dedos y extendiendo suavemente con las yemas de los dedos de adentro hacia afuera y de abajo hacia arriba. Usa 2 a 3 gotas más para el cuello y el escote.

En las uñas: Aplica 1 o 2 gotas alrededor de la uña y en la cutícula, masajea.

En el rostro: Después de lavar tu rostro usa de 3 a 5 gotas en tu cara haciendo leves movimientos por toda la piel. Puedes hacer esto en tu rutina de skin care nocturna.

En el cabello: Aplica 4 gotas en la palma de tu mano y pásalo por las puntas de tu cabello húmedo, como también puedes aplicar 10 gotas en tus mascarillas capilares una vez por semana para mayor beneficio.

En el cuerpo: Usa la cantidad necesaria según la zona que deseas humectar sin excesos.

Además de agua y nutrientes, la piel necesita
hidratación y ácidos grasos aplicados externamente
para mantener la calidad del manto hidrolipídico.
Aunque cada piel es diferente y cambia según la edad
de la persona, sus hábitos y estado de salud, el Aceite
de Cacay, gracias a su composición tiene la capacidad
de mejorar diferentes aspectos de la epidermis, entre
ellos:
Retiene la humedad de la piel evitando la
resequedad.
Aporta ácidos grasos indispensables para conservar
la emulsión cutánea.
Interviene en el recambio celular gracias a la
eliminación de células muertas y producción de
Colágeno y Elastina.
Aporta poderosos antioxidantes (Retinol y Vitamina
E) en cantidades importantes para la reducción de los
efectos de la edad y del fotoenvejecimiento.

Lo puedes usar pieles secas, mixtas y grasas, como también aquellas sensibles. Funciona para pieles jóvenes y maduras.

quemaduras
El poder regenerador del Aceite de Cacay
contribuye a la rápida y eficaz
recuperación en casos de quemaduras
solares u ocasionadas por accidentes.
Al facilitar la descamación y la producción
de nuevas células, la cicatrización se hace
de manera más eficaz, reduciendo las
marcas y cambios de pigmentación.

psoriasis
Esta proliferación de células
epiteliales, resultado de un desorden
inmunológico, requiere tratamiento
con fármacos cuya acción se ve
beneficiada con la aplicación externa
del Aceite de Cacay, el cual mejora
síntomas como la descamación,
resequedad y tacto áspero de la piel.
Nuevamente el Retinol tiene un
papel fundamental al reducir la
inflamación y su absorción a través
de la piel causa menos efectos
secundarios (sensibilidad) que
cuando se toma por vía oral.

cicatrices
Los Omegas presentes en el Aceite
de Cacay promueven la producción
de Colágeno y Elastina, eliminan
células muertas manteniendo la
herida limpia y aportan nutrientes
para la regeneración de los tejidos.

dermatitis
Especialmente en dermatitis de contacto
o aquella causada como respuesta a
sustancias irritantes, los principios activos
del Aceite de Cacay Antiedad aportan
beneficios para disminuir la resequedad y
el escozor, así como recuperar la piel y
eliminar eczemas.

estrías
Las estrías obedecen a un cambio en
la estructura interna de la piel,
afectando el tejido conectivo de la
dermis o capa intermedia por ruptura
de las fibras de Colágeno. Son visibles
en la epidermis y el tratamiento
cosmético solo logra cambios en la
pigmentación (la estría es roja a
violeta al principio y luego se hace
blanca).
Con el Aceite de Cacay se logran
buenos resultados con estrías
recientes y se mejora el aspecto de la
piel en estrías antiguas, unificando el
tono.

 

Gracias a su alto contenido de Vitamina F (Omega 3 + Omega 6), el Aceite de Cacay repara la barrera natural de la piel y actúa
como seborregulador.
Este efecto se complementa con el del Retinol, que estimula la producción de Colágeno y Elastina, devolviendo estructura, tono y flexibilidad. Así mismo tiene actividad antiinflamatoria y sebolítica, y repara la piel atrofiada por cicatrices hipertróficas.
La Vitamina E, poderoso antioxidante, elimina los radicales libres y tiene efecto exfoliante, desbloqueando los poros.
El Escualeno, al ser no comedogénico, protege y restaura la barrera epidérmica sin obstruir los poros, además de restaurar el pH.

La piel tiene la capacidad de renovar la capa
más externa de la epidermis cada 4 a 8
semanas. Esta regeneración ocurre de modo
natural, gracias a procesos dermatológicos
que se van haciendo más lentos con la edad.
El Aceite de Cacay tiene varios efectos
simultáneos, facilitando este proceso:
Impide la pérdida de humedad de la piel
Elimina capas de células muertas,
unificando el tono
Estimula la producción de Colágeno y
Elastina, devolviendo estructura, firmeza y
elasticidad
Equilibra el pH y regula la producción
sebácea, reduciendo la aparición de líneas y
las áreas con resequedad

Aunque la composición del cabello es diferente, tiene
afinidad con la piel pues está conformado por varias
capas celulares, en las cuales se encuentran sustancias
como la queratina (en la cutícula) y ácidos grasos. Hay
que tener en cuenta que el pelo sale de la piel, por lo cual
la salud de ésta influye en su calidad.
El Aceite de Cacay Antiedad restaura la cutícula,
manteniendo las fibras capilares hidratadas y protegidas.
Al evitar la resequedad, el cabello obtiene sedosidad y
brillo.
Aplicado en el cuero cabelludo, gracias al Retinol, mejora
las alopecias y contribuye al crecimiento de pelo sano y
fuerte. Por su parte, la Vitamina E actúa como un potente
acondicionador que hidrata y rejuvenece el cabello.

La lámina ungueal o uña propiamente dicha
está formada por varias capas superpuestas
de queratina y otras proteínas que protegen
el extremo de los dedos.
Al igual que la piel, las uñas pierden agua y
se agrietan.
El Aceite de Cacay Antiedad protege la uña,
le devuelve brillo y contribuye a su
crecimiento.

No es necesario ya que este producto es de uso nocturno.

En general, el Aceite de Cacay es un producto 100% natural y no presenta contraindicaciones.

Sin embargo, se desaconseja su uso en combinación con productos que contengan Vitamina C, alfa hidroxiácidos o ácido salicílico. En caso de estar utilizando algún tratamiento que contenga estas sustancias, se recomienda usar el Aceite de Cacay 8 – 12 horas después.

Existen algunos ingredientes que se utilizan para tratamientos dermatológicos o cosméticos que sensibilizan la piel y pueden interactuar con el Aceite de Cacay, siendo potencialmente irritantes. Entre estos se tiene la Vitamina C y el Ácido salicílico. La combinación del Retinol del Aceite de Cacay y estas sustancias pueden causar irritación y enrojecimiento de la piel. Por lo anterior, se recomienda alternar el uso de ambos productos para evitar estos efectos.

El Aceite de Cacay actúa desde los primeros minutos y esto se aprecia a simple vista pues la piel se ve y se siente mucho más suave. Con el uso diario durante 8 – 12 semanas, los beneficios son notables: se reducen visiblemente las líneas de expresión y las arrugas, la piel luce hidratada, rejuvenecida y luminosa y el tono de la piel se hace mucho más uniforme. En casos de acné, los efectos se notan a partir de la primera semana: se regula el funcionamiento de las glándulas sebáceas, las cicatrices se secan y la piel empieza su proceso de regeneración, presentando un mejor aspecto al cabo de 4 semanas.

Al tratarse de un producto que aporta nutrientes, se recomienda su uso como parte del ritual de nutrición nocturna, lo que permitirá un máximo aprovechamiento de sus beneficios. La piel debe estar limpia y libre de maquillaje para lo cual se sugiere usar un producto demaquillante y enjuagar con agua fresca el rostro y el cuello para retirar todo residuo. El Aceite de Cacay se puede aplicar a continuación con un suave masaje circular hecho con los dedos y dejar actuar durante toda la noche.

Mantequilla Corporal de Cacay 100g (copia)

94 Opiniones

Con una formulación que, a las magníficas propiedades del Aceite de Cacay, une las del Aceite de Jojoba (Simmondsia chinensis) y del Cacao (Theobroma cacao), la Mantequilla Corporal de Cacay hidrata, regenera y protege la piel dejándola suave y saludable. El Retinol (Vitamina A) y los Omegas 3 y 6 presentes en el Aceite de Cacay estimulan la producción de Colágeno y Elastina, facilitando la elasticidad en las fibras de la piel, mejorando su textura. La manteca de Cacao es rica en ácido esteárico, palmítico y oleico, por lo que tiene propiedades humectantes y emolientes, por lo que recupera la oleosidad del tejido afectado de resequedad debida a la exposición excesiva al frío o al sol. De la semilla de Jojoba se obtiene una cera líquida con alto contenido de Vitamina E (Tocoferol), con efecto emoliente y sobreengrasante, especialmente para piel seca y sensible y atópica, como agente acondicionador para el cabello seco y como regenerador de las estructuras del manto hidrolipídico de la piel.
Presentación: Envase dispensador de 100g.

ENVÍO GRATIS PARA COMPRAS DESDE $140.000

Productos Relacionados

Registro de distribuidor de Tacay Natural Oils.

Iniciar Sesión

Total de tu compra

El producto Mantequilla Corporal de Cacay 100g (copia) ha sido agregado a tu cesta de compra, puedes continuar comprando o si deseas puedes completar tu compra inmediatamente.

Solicitar cotización del producto.